jueves, 11 de agosto de 2016

EEUU acusa a una firma estatal china de robar secretos nucleares

EEUU acusa a una firma estatal china de robar secretos nucleares

El Gobierno de Estados Unidos ha acusado a una firma estatal china de robar secretos nucleares del país norteamericano.
En una sentencia de 17 páginas, el Departamento de Justicia de EE.UU. acusa a la compañía estatal china General Nuclear Power (CGNPC, en inglés), y su ingeniero británico, Allen Ho, de robar información para desarrollar materiales nucleares en el país asiático sin la aprobación de Estados Unidos, según informa este jueves el diario The Guardian.

De acuerdo con este informe, el ingeniero conspiraba en EE.UU. desde el año 1997 hasta abril de 2016 como un agente extranjero sin tener la autorización del Departamento de Energía del país norteamericano.

"Allen Ho, bajo la dirección de una empresa de energía nuclear estatal china, supuestamente, se acercó a los expertos nucleares de EE.UU. con la intención de proporcionar una asistencia integral en el desarrollo y la producción de materiales nucleares en China”, según explicó un asistente del fiscal general de EEUU., John P.Carlin.


Allen Ho, bajo la dirección de una empresa de energía nuclear estatal china, supuestamente, se acercó a los expertos nucleares de EE.UU. con la intención de proporcionar una asistencia integral en el desarrollo y la producción de materiales nucleares en China”, según explicó un asistente del fiscal general de EEUU., John P.Carlin.


Allen Ho, ingeniero de la compañía estatal china General Nuclear Power, acusado a una firma estatal china de robar secretos nucleares de EE.UU.

Asimismo, Szuhsiung Ho, un alto asesor de CGNPC, debe comparecer ante la corte la próxima semana. Szuhsiung es acusado de reclutar expertos estadounidenses para transferir datos sensibles a China.

Carlin agrega que una conspiración nuclear en EE.UU. conlleva una sentencia máxima de cadena perpetua y una multa de $ 250.000 (£ 192.000). Sin embargo, actuar como agente de un gobierno extranjero tendrá una pena máxima de prisión de 10 años.

Según este reporte, la empresa tramó una conspiración para descubrir secretos de la industria estadounidense para acelerar el desarrollo y producción de tecnología de reactores de China.

Es de mencionar que esta firma china se había comprometido a construir la planta nuclear Hinkley Point C, en el suroeste del Reino Unido, Pero en un movimiento sorpresa, el Gobierno británico estancó el proyecto hasta el próximo mes de septiembre.

Como consecuencia de esta decisión, el embajador chino en Londres advirtióque la relación entre estos dos países está en un momento histórico crucial.


Compartir

0 comentarios: