domingo, 18 de septiembre de 2016

Forbes: EEUU no podría llevar a cabo una ofensiva contra Rusia

Forbes: EEUU no podría llevar a cabo una ofensiva contra Rusia

Según un experto de Forbes, los militares estadounidenses siguen alentando temores sobre Rusia para obtener más dinero y aumentar su capacidad bélica.

"El Ejército está hambriento de recursos recibiendo solo (…) aproximadamente $ 22.000 millones anualmente para nuevo equipamiento, mientras que Rusia ha lanzado un nuevo programa decenal de $700.000 millones para comprar nuevo armamento", escribió el viernes en la revista estadounidense Forbes(especializada en el mundo de los negocios y las finanzas) el director ejecutivo del Instituto Lexington, Loren Thompson.

Según Thompson, una hipotética guerra contra Rusia sería por el control de extensas superficies de territorio y EE.UU. tendría que llevar la mayor parte de combates terrestres con las fuerzas de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) -a las que aporta más de dos tercios de los recursos-.

El Ejército está hambriento de recursos recibiendo solo (…) aproximadamente $ 22.000 millones anualmente para nuevo equipamiento, mientras que Rusia ha lanzado un nuevo programa decenal de $700.000 millones para comprar nuevo armamento", escribe en la revista Forbes el director ejecutivo del Instituto Lexington, Loren Thompson.

En esta línea, el autor hizo una comparación entre el programa decenal ruso y una pequeña parte del presupuesto militar estadounidense para un año. De acuerdo a los datos del Departamento de Defensa de EE.UU., se prevé que solo en 2017 este ente recibirá $582.700 millones.

A continuación Tompson presenta cinco argumentos sobre las razones por las que las Fuerzas Armadas (FFAA) estadounidenses "se dirigen hacia la derrota en una guerra en Europa".

Primero, en alusión a la geografía afirmó que "Moscú podría alcanzar sus objetivos antes que las tropas de EE.UU. lleguen".

Segundo, el experto reiteró que Washington solo tiene dos brigadas estacionadas permanentemente en Europa, una unidad aerotransportada ligera y otra en vehículos de transporte blindado Stryker sobre los que "las fuerzas rusas rodarían directamente”.

Como tercer argumento, Thompson subrayó que las bases rusas de Kaliningrado (en el Báltico) y de Sebastopol (en el mar Negro) excluirían a la Armada estadounidense de los combates, mientras que las Fuerzas Aéreas no podrían ir más allá de la defensa antiaérea rusa.

Por otro lado, señaló que, según el artículo 5 del Tratado del Atlántico Norte, los aliados de la OTAN no se comprometerían a participar en el eventual conflicto, sino a la defensa colectiva.

Finalmente, el experto aseveró que Washington no podría llevar a cabo una ofensiva contra el territorio ruso debido a las armas nucleares que Moscú utilizaría en este caso.

hispantv

Compartir

0 comentarios: