domingo, 23 de octubre de 2016

¿Por qué esta joven le puso precio a su virginidad?

¿Por qué esta joven le puso precio a su virginidad?

Katherine Stone, una joven de 20 años que sueña con convertirse algún día en abogada, ha puesto a la venta su virginidad por $400.000 en un burdel de Estados Unidos.

Una joven estadounidense ha firmado un contrato con un burdel en el estado de Nevada, con la intención de ayudar a su familia, que perdió la casa en un devastador incendio ocurrido en 2014, informa la CNN.

Mientras que la prostitución es practicada a lo largo de todo Estados Unidos, Nevada es el único estado en el que se trata de una actividad legal.
Y Katherine Stone, de 20 años, que sueña con convertirse algún día en abogada, planea vender en ese burdel algo que no pueden ofrecer otras trabajadoras: su virginidad.

Aunque la decisión de la joven resulta controvertida, sobre todo entre quienes creen que la virginidad debería perderse por amor, Stone sostiene que eso es exactamente lo que hace. "Lo hago porque quiero a mi familia", afirmó. El contrato de trabajo, firmado con un burdel legal del magnate Dennis Hof, estipula que la mujer deberá pagarle a su propietario el 50% del valor final de su servicio, que fue valuado en torno a los 400.000 de dólares.

Sin embargo, la joven aún no ha aceptado la oferta. "Estoy esperando a un hombre con el que sienta conexión para que la experiencia sea especial para los dos", señaló. De momento, Katherine Stone cuenta con un permiso legal para proporcionar servicios que no incluyan relaciones sexuales. En ese sentido, según lo ha expresado ella, ha realizado "pequeñas fiestas" y "sesiones de masajes".


Pero incluso después de vender su virginidad, Stone planea continuar trabajando en el burdel. "Espero seguir trabajando allí por los próximos cinco años", afirmó y agregó que en el futuro planea estudiar leyes.


"Tengo derecho de elegir"


El propietario de burdel, Dennis Hof, ha sido criticado por explotar a mujeres que se encuentran con necesidades económicas. "Es su elección. No creo que sea buena idea para una chica beber 6 tequilas y perder su virginidad en el suelo de un baño […] Pero si ella lo desea, creo que está perfecto", aseguró Hof.

Por su parte, la joven también afirmó que tiene derecho a elegir qué hacer con su cuerpo. "¿En esta preocupante economía me culpan?", concluyó Stone.

RT

Compartir

0 comentarios: