jueves, 10 de noviembre de 2016

El Reino Unido inaugura una gran base militar en Baréin

El Reino Unido inaugura una gran base militar en Baréin

El príncipe Carlos de Gales a su llegada a Manama es recibido por el príncipe heredero de Baréin, Salman bin Hamad bin Isa Al Jalifa, 8 de noviembre de 2016.

El Reino Unido abre una base naval en Baréin. Es la primera vez en cuatro décadas que Londres abre una instalación de este tipo en la zona del Golfo Pérsico.

El príncipe Carlos de Gales ha inaugurado oficialmente este jueves la Instalación Naval de Apoyo (NSF, por sus siglas en inglés) en Manama, capital de Baréin.

Londres tiene pensado utilizar la NSF como su segundo centro de operaciones para su Marina Real después del puerto de Portsmouth, en el sur del Reino Unido, lo que permitirá a sus buques de guerra reabastecerse y someterse a reparaciones en el Golfo Pérsico sin tener que regresar al territorio nacional.

En los últimos meses, los avanzados buques de tipo 45 de la Armada británica desplegados en el Golfo Pérsico se han visto obligados a regresar a su país debido a su incapacidad para hacer frente a las altas temperaturas de la región.

La NSF albergará a alrededor de 600 efectivos militares, así como buques de guerra a los que se encargará patrullar las aguas circundantes.

La Fuerza Aérea Británica (RAF, por sus siglas en inglés), que utiliza las bases aéreas de Baréin desde hace más de 90 años, es el otro motivo de la presencia del Ejército británico en la región.

El pasado mes de octubre, el rey de Baréin, Hamad bin Isa Al Jalifa, pidió un acercamiento entre los dos reinos en una reunión en Londres (capital) con la reina Isabel II, la primera ministra Theresa May y otros funcionarios británicos.

La voluntad del Reino Unido de expandir sus lazos con Baréin se produce en un momento en que su opresivo régimen sufre presiones internacionales a fin de que ponga fin a años de represión.

Desde febrero de 2011, los bareiníes protagonizan manifestaciones contra la monarquía de los Al Jalifa para reclamar, entre otras cosas, el fin del monopolio de poder y de la injerencia extranjera, así como la instauración de un sistema constitucional con un poder judicial independiente.

Desde esa fecha, el Reino Unido ha vendido hasta los 45 millones de libras esterlinas en armas al régimen de los Al Jalifa. Londres también ha proporcionado instrucción e información a las fuerzas de seguridad del reino.

hispantv

Compartir

0 comentarios: