lunes, 30 de enero de 2017

Japón paga por difundir la idea de la amenaza china en Reino Unido

Japón paga por difundir la idea de la amenaza china en Reino Unido

Japón ha pagado miles de libras para propagar entre los políticos de alto rango del ‎Reino Unido la idea de que China es una amenaza.‎

El diario chino Xinhua, citando al periódico británico The Sunday Times, desveló el domingo que la embajada del Gobierno nipón en Londres, capital del Reino Unido, firmó un acuerdo con un grupo de expertos de la británica Sociedad Henry Jackson (SHJ) y les pagó 10 000 libras mensuales para difundir la idea de la “amenaza china”.

Según confirma el rotativo del país europeo, las autoridades japonesas adoptaron dicha táctica tras ver el progreso de las cooperaciones entre Pekín y Londres.

El ex secretario de Estado de Relaciones Exteriores de Reino Unido, Malcolm Rifkind, reconoció el domingo que la SHJ le pidió permiso para incluir su nombre en un artículo publicado en agosto donde se advertía sobre la cooperación financiera de la Corporación General de Energía Nuclear de China (CGN) en el proyecto del centro nuclear británico Hinkley C, ubicado en el sur de Inglaterra.

El artículo, titulado “Cómo podría apagar China las luces de Reino Unido si la dejamos construir Hinkley C”, intentaba cuestionar la tecnología que utilizaba el gigante asiático en la construcción de la central. La entidad SHJ se ha negado responder a Xinhua.

La primera ministra del Reino Unido, Theresa May, dijo en agosto por escrito al líder de China, Xi Jinping, que su país deseaba estrechar sus lazos comerciales y estratégicos con el país asiático.

La relación entre ambos países no pasaba por su mejor momento, debido a la inesperada decisión de May de frenar la construcción de dicha central nuclear de 3200 MW, que cuenta con dos reactores EPR y aportará el 13 % de la electricidad del Reino Unido a principios del 2020.

Las tensiones entre Pekín y Tokio no hacen sino aumentar, puesto que Japón está desarrollando un nuevo y moderno misil antibuques que cubrirá las disputadas islas de Senkaku (en japonés) y Diaoyu (en chino) en el mar de China Oriental. Tokio las administra pero también son reclamadas por Pekín que, de hecho, sospecha que el misil nipón está diseñado para hacer frente a los buques de su Armada.

hispantv

0 comentarios: