lunes, 26 de junio de 2017

Un suicida de EIIL se detona y mata a sus propios comandantes

Un suicida de EIIL se detona y mata a sus propios comandantes

Un atacante suicida del grupo terrorista EIIL (Daesh, en árebe) detona su bomba y aniquila a sus propios comandantes.

El integrante de la banda takfirí EIIL hizo estallar los artefactos explosivos que llevaba adosados a su cuerpo en una reunión de comandantes terroristas en el distrito de Al-Qaim, en el oeste de la provincia de Al-Anbar y cerca de la frontera siria-iraquí, informó el domingo la cadena de televisión local Al-Sumaria.

La fuente indicó que el atacante suicida se había hecho explotar mientras los terroristas sufren duros golpes en la ciudad de Mosul (norte de Irak) y se acercan las batallas del Ejército iraquí para liberar las zonas en el oeste de Al-Anbar.

Al mismo tiempo, señaló que las localidades de Al-Qaim, Anah y Rawa, en la provincia occidental de Al-Anbar, siguen bajo el control del Daesh, que las capturó hace tres años, y añadió que las fuerzas de seguridad iraquíes se están preparando para lanzar una operación y liberarlas.

En esta línea, el teniente coronel Mohammed al-Tamim dijo a la agencia francesa de noticias AFP, que los integrantes del EIIL no se rinden ante los destacados avances del Ejército y si no mueren en las operaciones antiterroristas, su última opción es “suicidarse”.

Desde octubre de 2016, las fuerzas iraquíes han lanzado importantes operativos contra el bastión más grande del EIIL en su territorio, la ciudad de Mosul, y contra las regiones aledañas, en un intento por acabar con la presencia terrorista en su suelo.

El 16 de junio, el Ejército iraquí reportó que la banda ultrarradical se encontraba ya atrapada en el 1 % del territorio de Mosul que controla. A su vez, el primer ministro de Irak, Haidar al-Abadi, anunció el jueves que la liberación de Mosul "es cuestión de unos días".

Según las estimaciones de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), aún permanecen en las áreas bajo yugo terrorista en Mosul cerca de 100.000 civiles, que son utilizados como escudos humanos para frenar el avance de las tropas gubernamentales.

hispantv

Compartir

0 comentarios: