lunes, 28 de agosto de 2017

EE.UU.: Derriban estatuas de supremacistas blancos y vandalizan una de Cristóbal Colón

EE.UU.: Derriban estatuas de supremacistas blancos y vandalizan una de Cristóbal Colón

Como parte de las protestas contra los supremacistas blancos, varias estatuas de confederados y del navegante genovés han sido destruidas o se reclama a las autoridades para que las saquen de las calles.

En varias de ciudades de Estados Unidos se registra el derribo y la vandalización de estatuas que representan a supremacistas blancos.

Esos actos incluso llevaron a una brutal vandalización de un monumento a Cristóbal Colón que data de 1792 y que fue erigido en un parque de la ciudad de Baltimore, en el estado de Maryland, informó el portal 'The Baltimore Brew'.

Las protestas han aumentado a lo largo de la geografía estadounidense tras los eventos registrados en Charlottesville, en los que supremacistas blancos chocaron con ciudadanos opuestos a ese tipo de manifestaciones racistas.

A continuación presentamos algunas de estas protestas.

El Colón de Baltimore


Los responsables de la vandalización del monumento a Cristóbal Colón en Baltimore explicaron sus razones mediante un video anónimo publicado en un canal de YouTube de nombre 'Popular Resistance'.


Frente al monumento destruido, los manifestantes dejaron dos carteles en los que puede leerse: "Racismo. Echémoslo abajo" y "El futuro es justicia racial y económica".

En el video se observa la imagen de un joven llevando un martillo hacia el monumento de Colón.

Tras calificar a Colón de "terrorista y genocida", afirman que el navegante "simboliza la primera invasión del capitalismo europeo en el hemisferio occidental".

Por otra parte, señalan que "Colón inició una ola centenaria de terrorismo, asesinatos, genocidio, violación, esclavitud, degradación ecológica y explotación capitalista. Esa ola de destrucción continúa contra los americanos nativos, los afroamericanos y los pueblos de color".

Casi al final del video se preguntan: "¿Qué clase de cultura erige monumentos de odio y todavía los defiende?".

Confederados


Ya el pasado 16 de agosto, en esa misma ciudad las autoridades retiraron de las calles las estatuas de Thomas Jonathan 'Stonewall' Jackson y Robert E. Lee, publicó el mismo portal de Baltimore.

Se trata de dos generales que comandaron las tropas del sur y que eran abiertamente opuestos a eliminar la esclavitud del pueblo afroamericano.

Universidad deTexas


En el sur de EE.UU., en la Universidad de Texas (UT), se decidió la remoción de estatuas de líderes confederados, aseguró el portal Al Día Dallas.

Gregory Fenves, presidente de la casa de estudios superiores, rubricó un comunicado en el que explica las razones para la remoción de las estatuas.



Luego de la ocurrencia de los eventos de Charlottesville, señala el texto, a la universidad texana le queda claro "ahora más que nunca, que los monumentos confederados se han convertido en símbolos de la supremacía blanca moderna y del neonazismo".

Explica el presidente de la UT que las estatuas de los confederados "representan la subyugación de los afroamericanos. Eso sigue siendo cierto hoy para los supremacistas blancos que los utilizan para simbolizar el odio y el fanatismo".

Por último, dice el comunicado, "nosotros no elegimos nuestra historia, pero sí a quien honrar y celebrar en nuestro campus universitario".


Carolina del Norte


En el condado de Durham, Carolina del Norte, ciudadanos que también protestaban contra la violencia racial derribaron la estatua de un confederado, según divulgó el portal de noticias Mundo Hispánico.


El monumento, en homenaje a los soldados confederados de Carolina del Norte, había sido erigido en 1924 y estaba ubicado frente a la corte del condado. Por esa protesta fue detenida una mujer, dice la publicación.

Roy Cooper, gobernador de la entidad, afirmó que las estatuas que representan a los militares confederados deben ser retiradas de las calles y expresó su respaldo a quienes rechazan la violencia racial, al tiempo que rechazó los actos de vandalismo.

"El racismo y la violencia mortal en Charlottesville es inaceptable, pero hay una mejor manera de eliminar estos monumentos", escribió en la red social Twitter.


"Algunas personas se aferran a la creencia de que en la Guerra Civil se luchó por los derechos de los Estados. Pero la historia no está de su lado. No podemos continuar glorificando una guerra contra los Estados Unidos de América que luchó en defensa de la esclavitud. Estos monumentos deberían ser retirados", declaró el gobernador Cooper.


Otro Colón


Mientras tanto, las autoridades municipales de Nueva York anunciaron la remoción de aquellos "símbolos de odio" que se encuentran en la ciudad, entre ellosotra estatua de Cristóbal Colón, divulgó 'El Diario'.

Hace una semana, el alcalde Bill de Blasio aseguró que había ordenado la remoción de unos mosaicos con la bandera confederada que se encuentran en la estación de transporte subterráneo de Times Square y adelantó que se creará una comisión para estudiar el caso de Colón.

Sobre el monumento bautizado como 'Columbus Circle' (el Círculo de Colón), los funcionarios tendrán que evaluar si la estatua es motivo de división entre la población o simplemente un homenaje histórico.

La presidenta del Consejo Municipal de New York, Melissa Mark-Viverito, se adelantó a proponer que la estatua fuera revisada y demolida, precisa 'El Diario'.

En Central Park


Mark-Viverito, de origen puertorriqueño, también ha encabezado protestas para solicitar la remoción de una estatua, ubicada en Central Park, en homenaje a J. Marion Sims, un médico que experimentó con esclavos en el pasado.


Marion Sims es considerado como el padre de la ginecología moderna, pero ha sido criticado a lo largo de los años porque operó a centenares de mujeres sin su consentimiento y sin suministrarles anestesia.

La concejala neoyorquina calificó esos experimentos como "repugnantes y despreciables".

Contra los símbolos


Consultado sobre la remoción o el ataque contra estatuas y monumentos, José Enrique Solórzano, militante de la organización Comunidades al Mando – Proyecto Nuestra América, opina que en ese tipo de acciones "no se derrumba una estatua, sino un símbolo de la dominación, de la supremacía".

Tras los sucesos de Charlotteville, el presidente Donald Trump fue objeto de numerosas críticas, ya que antes de una condena enérgica solo mencionó una violencia proveniente de "muchas partes", en vez de apuntar directamente a los grupos racistas.

De allí que la Organización de las Naciones Unidas (ONU) a través del Comité para la Eliminación de la Discriminación Racial (CERD, por sus siglas en inglés) interviniera en la polémica haciendo un llamamiento al Gobierno de Estados Unidos y a "los políticos y funcionarios públicos de más alto nivel" para que rechacen "inequívocamente e incondicionalmente" las expresiones de odio y los crímenes vinculados con el racismo.

Mientras sigue el debate público, autoridades de varias ciudades estadounidenses toman medidas para retirar las estatuas de las calles, lo que supone una tarea ardua, ya que en ese país existen más de 700 monumentos confederados, repartidos en 31 estados.

RT

0 comentarios:

x

Boletín de Noticias

Actualidad diaria

Alertas económicas

Global

Ciencia y tecnologia

y todo lo que necesitas saber.

La mejor información internacional de LA VERDAD OCULTA, diariamente en tu bandeja de entrada.