sábado, 25 de noviembre de 2017

Desde el Vaticano amenazan con interrogar a dos denunciantes de abusos sexuales

Desde el Vaticano amenazan con interrogar a dos denunciantes de abusos sexuales
Imagen ilustrativa www.globallookpress.com

Un preseminario podría presentar cargos por difamación contra el joven que denunció los abusos y a un compañero de habitación.

El preseminario San Pio X, en el Vaticano, amenaza con denunciar por difamación a dos antiguos monaguillos que acusaron de abusos sexuales a un protegido del rector de la institución. Ese centro educativo para futuros seminaristas sirve de termómetro de lo que pasa en el seno de la Iglesia católica porque está situada entre los muros del Vaticano.

En el foco del escándalo se encuentra un exseminarista identificado como Marco, que durante años habría sido víctima de los abusos al que lo sometía un alumno mayor que él, apadrinado por el rector. No fue Marco sino su vecino de habitación, Kamil Jarzembowski, quien denunció los hechos ante los superiores, y lo siguió haciendo con insistencia hasta llegar al papa Francisco.

El joven polaco aseguró haber sido testigo "en más de 140 ocasiones" de acosos al adolescente, que tenía entonces entre 17 y 18 años. Y esa fue solo la última fase de la historia pues, después de que el caso saliera a la luz, el propio Marco confirmó que las visitas del abusador comenzaron cuando solo había cumplido 13 años. La buena relación entre el agresor sexual y el rector impedían que la víctima levantara la voz.

Los clérigos llevaron a cabo una investigación a partir de aquellas denuncias y declararon que los hechos no se confirmaban. Sin embargo, según destaca Morning Star, ni siguiera se entrevistó a los dos denunciantes, ni tampoco a un tercer chico, que se quejó de haber sido objeto de tocamientos por parte del mismo protegido del rector.

Puesto que la historia sigue siendo difundida por los medios e incluso un libro se hizo eco del relato de Jarzembowski, la asociación patrocinadora de San Pío X, Opera Don Folci, ha decidido interponer una demanda contra al menos uno de los jóvenes denunciantes.

Un abogado que representa dicha organización ha mandado una carta a al menos uno de los exalumnos implicados para informarle de que está preparando una demanda penal por difamación que será presentada a un tribunal de Roma. Según la carta, el caso constituye un "crimen cometido por medio de la divulgación de noticias a la prensa sobre supuestos actos de agresión sexual". Al joven le piden comparecer para responder algunas preguntas del abogado, o, de lo contrario, afrontar un interrogatorio en la fiscalía.

Opera Don Folci ya condenó las alegaciones de los jóvenes en su sitio web calificándolas de "basura", "calumnia y tergiversaciones" y también de "violento ataque a la Iglesia".

Una reciente emisión del programa televisivo 'Le Iene' ('Los hienas', en italiano) trató el caso de los abusos cometidos en el preseminario, y el equipo del programa reveló que también había recibido una advertencia por escrito de la diócesis de Como para que dejara de propagar el tema.

La carta provenía de Como porque su vicario estuvo a cargo de la mencionada investigación interna de la Iglesia. Mientras tanto, el Vaticano ha anunciado una nueva indagación en torno a las denuncias. En la Santa Sede esperan que la investigación permita "esclarecer completamente lo que realmente ocurrió".

RT

0 comentarios: