martes, 5 de diciembre de 2017

Excombatientes de Malvinas recuerdan la guerra psicológica librada por Gran Bretaña

Excombatientes de Malvinas recuerdan la guerra psicológica librada por Gran Bretaña

Sobrevivientes de la guerra en aquella colonia inglesa, ubicada en territorio argentino, sostuvieron que no fueron influenciados por el aparato de propaganda europeo.

En agosto de este año se dieron a conocer documentos desclasificados donde se evidencia que Gran Bretaña desató una batalla psicológica para desmotivar a los soldados argentinos durante la guerra de Malvinas de 1982, mientras la dictadura militar intentaba recuperar la posesión de las islas y darle legitimidad a su desprestigiado Gobierno de facto.

El excombatiene Mario Volpe recuerda aquella campaña de propaganda hostil: "Aparecían volantes, la mayoría tenía escritos en color rojo", relata. Sobre ello, subraya que "eran una invitación a desertar, resaltando que esto era parte de una dictadura genocida", y añade: "Nos invitaban a no seguir peleando, dejar las armas y entregarnos".

Personal militar de Argentina se prepara para abordar un helicóptero durante la guerra de Malvinas. / Eduardo Farre / Reuters

La derrota de Argentina fue estrepitosa, aunque los sobrevivientes sostienen que las acciones rivales de disuasión no influyeron en el resultado. "A vos que pasaste tu juventud con 'The Beatles', podrías estar escuchándolos. Es tiempo de abandonar", reproduce Volpe uno de los habituales mensajes difundidos en medio de la batalla. Además, a quienes guardasen esos volantes les prometían un trato especial si se entregaban al Ejército inglés.
Propaganda por radio

El cronista de RT Ricardo Romero consultó al psicoanalista y psiquiatra Oscar Abudara Bini para comprender esta táctica de guerra: "Si el soldado sentía que reinaba el pánico entre sus hermanos de armas, la propaganda del enemigo le pegaba en su corazón", explica el experto. A su vez, añade que si las unidades de combate tenían unidad y buenos liderazgos, "la acción psicológica generaba una reacción contraria".

Además de los panfletos, la propaganda británica también se difundió por señales de radio: "Una de las metas de las emisoras de propaganda negra, es que no se conozca exactamente su origen. Pero acá se sabía todo, incluso que era del Ministerio de Defensa inglés, porque lo dijo la BBC", repasa el director de Radiodifusión Argentina al Exterior, Adrián Korol.

A pesar de aquella táctica, no hubo registros de argentinos que hayan optado por abandonar el combate. Por otro lado, cabe mencionar que este 1 de diciembre la Cruz Roja logró identificar a 88 víctimas argentinas, cuyos cuerpos se encuentran en Darwin, el cementerio de las islas. Según informa Télam, un grupo de ocho familias sabrán este 5 de diciembre si los soldados registrados se tratan de sus seres queridos.

RT

0 comentarios: