lunes, 15 de enero de 2018

EE.UU.: Agua de grifo es radiactiva y potencialmente cancerígena

EE.UU.: Agua de grifo es radiactiva y potencialmente cancerígena
Trump postuló a Hartnett White para dirigir el Consejo de Calidad Ambiental de la Casa Blanca. | Foto: EFE (referencial)

Investigadores revelan que los sistemas de agua públicos del país poseen elementos radioactivos, al tiempo que aumenta el riesgo cancerígeno para los ciudadanos.

Los resultados de la investigación hecha por la organización Environmental Working Group (EWG, por su sigla en inglés) arrojó que en los sistemas públicos de abastecimiento de agua en Estados Unidos (EE.UU.) hay elementos radiactivos que pudiesen afectar la salud de más de 170 millones de estadounidenses y aumentar el riesgo de que padezcan cáncer.

El estudio, realizado entre 2010 y 2015, sostiene que los niveles de radiación en el agua de grifo pueden ser una amenaza para la salud, sobre todo en el caso de mujeres embarazadas.

La investigación afirma que, durante 2010 y 2015, unos 22.000 servicios públicos de los 50 estados que conforman el país y atienden a al menos 170 millones de personas reportaron presencia de radio en el agua "potable".

Asimismo, 158 sistemas públicos de abastecimiento de agua, que llevan el líquido a 276.000 personas ubicadas en 27 estados, indicaron que las cantidades de sustancias químicas sobrepasan las normas fijadas por el regulador federal de ese país, la Agencia de Protección Medioambiental (EPA, por su sigla en inglés).

La Organización culpó a Kathleen Hartnett White, principal candidata a asesora de la Casa Blanca en política ambiental, de manipular la información sobre la cantidad de ciudadanos que están en riesgo de desarrollar cáncer debido a las sustancias radiactivas en el agua.

Según EWG, la candidata minimizó premeditadamente los datos relacionados con el nivel de radiación en el agua de grifo enviados a la EPA entre 2003 y 2007, cuando era miembro de la Comisión de Calidad Ambiental de Texax (TCEQ, por su sigla en inglés).

Hartnett justificó su acción argumentando que los estándares de la EPA son muy estrictos y cumplir con ellos requiere millones de dólares.

Una vez conocido los resultados, EWG pidió que sea rechazada la candidatura de Hartnett y solicitó que haya un cambio del estándar federal para los niveles de radiación, que fueron fijados en 1976, pues consideran que estos están obsoletos.

telesurtv

0 comentarios: