domingo, 18 de febrero de 2018

Sobrevivientes de tiroteo de Florida reclaman control de armas

Sobrevivientes de tiroteo de Florida reclaman control de armas
La adolescente de Florida Emma González (izda.), en su crítica al presidente de EE.UU., Donald Trump, y a las armas de fuego, 17 de febrero de 2018.

Alumnos de la escuela secundaria de Parkland, en Florida, donde el miércoles un adolescente causó la muerte de 17 personas, se manifestaron el sábado para reclamar mayor control sobre las armas de fuego y expresar su desprecio al presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

“Todos los políticos que reciben donaciones de la NRA (siglas en inglés de Asociación Nacional del Rifle), ¡avergüéncense!”, dijo en un acto, celebrado el sábado en la ciudad de Fort Lauerdale, la adolescente Emma González, que leía un texto en el que cargaba contra Trump por las donaciones de campaña recibidas en 2016 de la asociación.

Tres días antes, Nikolas Kruz, que había sido expulsado el año pasado del colegio Marjory Stoneman Douglas, entró durante el horario lectivo en la escuela y abrió fuego con un fusil semiautomático hasta acabar con la vida de 17 personas.

González, cuyo discurso se hizo viral en las redes sociales, manifestó en su emotiva alocución su rechazo a las muestras de condolencia de Trump e increpó al mandatario por haber recibido 30 millones de dólares de la NRA. “¿Eso es lo que valen estas personas para usted señor Trump”, preguntó.

La necesidad de exigir un permiso para comprar armas, dijo la joven más tarde a la agencia francesa de noticias AFP, “no es una cuestión política, es una cuestión de vida o muerte”.

En un discurso difundido el jueves sobre el suceso, Trump se centró en los problemas mentales que sufría el asesino, absteniéndose de hacer comentarios sobre el debate abierto desde hace años por los partidarios del control de armas, frente al derecho a acceder a armamento registrado en la segunda enmienda a la Constitución de EE.UU.

Todos los políticos que reciben donaciones de la NRA (siglas en inglés de Asociación Nacional del Rifle), ¡avergüéncense!”, dijo la adolescente floridense Emma González.

Cruz había recibido atención médica por problemas psicológicos y de conducta, pero aun así la legislación del estado de Florida le permitió sin problemas hacerse con un arma el año pasado, a una edad a la que a muchos estadounidenses no se les permite comprar cigarrillos.

El gobernador del estado de Florida, Richard Scott, exigió el viernes la dimisión del director del Buró Federal de Investigaciones (FBI, por sus siglas en inglés), Christopher Wray, tras saberse que el cuerpo policial había recibido advertencias sobre la posibilidad de que Cruz cometiera una masacre, sin hacer caso.

hispantv
A continuación Siguiente
No te pierdas Anterior

Comentarios