miércoles, 28 de marzo de 2018

Israel detiene a 468 empleados palestinos en una redada racista

Israel detiene a 468 empleados palestinos en una redada racista
Los trabajadores palestinos esperan pasar por un puesto de control del régimen israelí.

Las fuerzas del régimen de Israel han detenido a cientos de trabajadores palestinos durante una masiva operación, denominada Biur Chametz, tachada por los activistas de derechos humanos de ‘racista’ y parte de una ‘limpieza étnica’.

Según informaron el martes los medios israelíes, unos 2300 soldados de la ocupación han irrumpido desde el sábado en decenas de casas ubicadas en la llamada Línea Verde— que separa los territorios administrados por el Estado palestino de los controlados por el régimen de Tel Aviv— y han detenido a 569 personas, de ellas 468 son empleados palestinos.

Entre los arrestados, 17 están acusados de acoger a trabajadores palestinos, 24 de transportarlos y ocho de emplearlos en actividades laborales.

“Estas operaciones continuarán mientras sea necesario en diferentes áreas, como parte de los operativos de seguridad para evitar que ocurran incidentes”, dijo Micky Rosenfeld, un portavoz de la policía del régimen de Israel.

Estas operaciones (contra los trabajadores palestinos) continuarán mientras sea necesario en diferentes áreas, como parte de los operativos de seguridad para evitar que ocurran incidentes”, dijo Micky Rosenfeld, un portavoz de la policía del régimen de Israel.

Nombre racista de la operación israelí


Biur Chametz es una tradición judía de eliminar todo rastro de alimentos no kósher (prohibidos por los judíos) de un hogar, ya sea limpiando todas las superficies, quemando sobras o dándolas a no judíos.

Sin embargo, los activistas de los derechos humanos han criticado la operación tanto por su represión contra los trabajadores palestinos como por la insultante connotación que lleva el nombre de esta ofensiva.

“La terminología de la policía israelí hacia las personas, como la comida que debe limpiarse y quitarse, atestigua el carácter racista de la actividad policial”, comunicó el martes la oenegé Adalah, dedicada a los derechos legales palestinos en los territorios ocupados.

“Estos palestinos no tienen ninguna intención de dañar a nadie, sin embargo, la policía (israelí) los trata como a criminales que deben ser arrestados sin ninguna culpa”, apostilla la nota, para después considerar dicha operación como “una limpieza étnica”.

De acuerdo con los informes, más de 6000 palestinos, incluidos niños, están hacinados en las cárceles israelíes. Cientos han sido arrestados bajo la llamada detención administrativa, una forma de encarcelamiento sin juicio o acusación, que permite a Israel mantenerlos prisioneros hasta seis meses.

hispantv
A continuación Siguiente
No te pierdas Anterior

Comentarios