miércoles, 11 de abril de 2018

"El Reino Unido no debe participar en ataques de Trump contra Siria"

"El Reino Unido no debe participar en ataques de Trump contra Siria"
El presidente de EE.UU., Donald Trump, y la primera ministra británica, Theresa May, asisten a una reunión bilateral en Davos, 25 de enero de 2018.

El Reino Unido no debe alinearse con el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, una figura desvergonzada y caprichosa, en las amenazas de lanzar un ataque misilístico contra Siria, indica un artículo publicado el martes en el diario británico The Guardian.

Dada la historia reciente, una opción militar en Oriente Medio no parece nada conveniente para Londres, señala el informe, para luego catalogar de un “error” la implicación del Reino Unido en las invasiones contra Irak y Libia, decisiones tomadas por líderes británicos bajo “predicciones exageradas de una catástrofe”, apostilla.

En este sentido, el diario británico, ha rechazado que acompañar a Trump en sus amenazas de “bombardear” posiciones del Ejército sirio, sería una solución viable para hacer frente al presidente de Siria, Bashar al-Asad, a quien califica de “ganador” de la prolongada guerra que sufre el país árabe desde 2011.

“El propio Trump es otra razón que nos obliga a ser más cautelosos. Su presidencia no ha sido cargada de pretensiones éticas, y es difícil tomar en serio su repentino respeto por los derechos humanos en los asuntos internacionales”, asevera el artículo.

El propio (presidente de EE.UU., Donald) Trump es otra razón que nos obliga a ser más cautelosos. Su presidencia no ha sido cargada de pretensiones éticas, y es difícil tomar en serio su repentino respeto por los derechos humanos en los asuntos internacionales”, indica un artículo del diario británico The Guardian respecto a amenazas del mandatario estadounidense contra Siria.

El mandatario de EE.UU. ha amenazado con un ataque a Siria, poco después de que asegurara que retiraría “muy pronto” los 2000 efectivos estadounidenses desplegados en el territorio sirio para que “otros” se encarguen de la zona, recuerda la nota, para luego matizar: “no es de extrañar que él esté confundido”.

“El Reino Unido ganaría poco al sujetar sus decisiones de la política exterior en conflictos tan complejos a una figura tan desvergonzada y caprichosa”, recalca The Guardian.

Washington y sus aliados responsabilizan al Gobierno sirio del presunto ataque químico en Duma, ubicada en la región de Guta Oriental, reportado por los llamados Cascos Blancos, una organización acusada en varias ocasiones de tener vínculos con los terroristas, que dijeron que más de 40 personas habían muerto el sábado por asfixia con gas cloro.

Rusia y Siria rechazan las acusaciones de los países occidentales sobre un supuesto ataque químico perpetrado por Damasco y advierten de que tales acusaciones podrían ser mero pretexto para que Estados Unidos lance una ofensiva contra Siria.

hispantv

Comentarios