martes, 11 de septiembre de 2018

"EEUU pone a subasta su política para patrocinadores de terrorismo"

"EEUU pone a subasta su política para patrocinadores de terrorismo"
El presidente de EE.UU., Donald Trump (dcha.), y el príncipe heredero saudí, Muhamad bin Salman, en la Casa Blanca, 20 de marzo de 2018. (Foto:AFP)

El canciller iraní denuncia la doble moral de EE.UU. ante el terrorismo y el apoyo que brinda Washington a los Estados patrocinadores de los grupos extremistas.

Mediante un mensaje en Twitter con ocasión del 17.º aniversario de los atentados terroristas del 11 de septiembre de 2001 en Estados Unidos, Mohamad Yavad Zarif ha repudiado este martes la falta de voluntad de Washington para actuar contra los verdaderos responsables de esta tragedia.

“17 años después del 11 de septiembre, Irán, la primera nación musulmana que condenó la tragedia, lloró por las víctimas y tomó medidas reales contra Al-Qaeda y sus vástagos, incluidos el EIIL (Daesh, en árabe) y el Frente Al-Nusra, ha sido multado con 11 000 millones de dólares y a sus ciudadanos se les ha prohibido la entrada a EE.UU.”, se lee en el tuit de Zarif.

Zarif ha publicado también una gráfica que muestra que quince de los diecinueve individuos que perpetraron los atentados del 11 de septiembre eran ciudadanos saudíes.

“La Casa Blanca ha puesto a subasta su política exterior para los patrocinadores del terrorismo, cuyos ciudadanos perpetraron el 11-S”, ha deplorado el jefe de la Diplomacia persa, en alusión a las estrechas relaciones diplomáticas que mantiene Washington con Arabia Saudí.


17 años después del 11 de septiembre, Irán, la primera nación musulmana que condenó la tragedia, lloró por las víctimas y tomó medidas reales contra Al-Qaeda y sus vástagos, incluidos el EIIL (Daesh, en árabe) y el Frente Al-Nusra, ha sido multado con 11 000 millones de dólares y a sus ciudadanos se les ha prohibido la entrada a EE.UU.”, se lee en el tuit del canciller iraní, Mohamad Yavad Zarif.



Zarif se ha referido a varios fallos emitidos por los tribunales estadounidenses que condenaron a la República Islámica a indemnizar a los supervivientes de los atentados del 11-S, pese a la falta de pruebas sobre un supuesto vínculo entre Teherán y el grupo terrorista Al-Qaeda, que fue el que perpetró los atentados.

Irán condenó en duros términos los “veredictos ilegales y unilaterales” de las cortes estadounidenses, y sostuvo que los dictámenes ridiculizaban a la justicia e insultaban a los afectados, especialmente a los supervivientes.

El 11 de septiembre de 2001, Al-Qaeda logró hacerse con el control de cuatro aviones: dos se estrellaron contra las Torres Gemelas de Nueva York y otro contra el edificio del Departamento estadounidense de Defensa (el Pentágono). El cuarto aparato se estrelló en el estado de Pensilvania (noreste). Los atentados se saldaron con alrededor de 3000 muertos.

Conforme a las investigaciones del Buró Federal de Investigaciones de EE.UU. (FBI, por sus siglas en inglés), oficiales del Gobierno de Arabia Saudí estuvieron involucrados en estos ataques por haber financiado a los atacantes.

hispantv
A continuación Siguiente
No te pierdas Anterior

Comentarios