viernes, 19 de octubre de 2018

España: el Supremo paraliza la sentencia sobre los impuestos de las hipotecas

Vista aérea del Tribunal Supremo de España en Madrid. wikipedia.org / FDV / CC BY-SA 3.0

El tribunal dice que volverá a estudiar si son los bancos o los clientes quienes deben pagar los tributos fiscales asociados a los préstamos hipotecarios.

Tan sólo un día después de sentenciar que quien debe pagar los impuestos de las hipotecas son los bancos y no los clientes, el Tribunal Supremo español deja en suspenso el efecto de su propio dictamen y anuncia que lo volverá a estudiar.

El presidente de la Sala de lo Contencioso-Administrativo, Luis María Díez-Picazo ha decidido paralizar los recursos pendientes sobre esta cuestión, evitando por el momento que se aplique la nueva jurisprudencia.

Será el pleno de esta misma sala el que decidirá en las próximas semanas si finalmente son los bancos o los clientes quienes deben satisfacer el pago del impuesto sobre actos jurídicos documentados en las escrituras públicas de préstamo con garantía hipotecaria.

"Enorme repercusión económica y social"


En la nota divulgada este viernes por el Alto Tribunal, se justifica la paralización del efecto de la reciente sentencia señalando su "su enorme repercusión económica y social".

En efecto, las acciones de diversos bancos españoles experimentaron significativas caídas en el mercado bursátil a raíz de la sentencia que obligaba a los bancos a soportar las cargas fiscales en cuestión. Entidades como Bankia o Caixabank presentaron decrementos superiores al 8%.

Tras una mañana en la que el Ibex abría su plaza con subidas moderadas, la decisión judicial irrumpió propiciando una caída de medio punto porcentual, con pérdidas de hasta 56.300 millones de euros en valor.

Previsible recuperación


Siguiendo una lógica previsible, tras el giro adoptado por el Tribunal Supremo este viernes, la banca ha experimentado una correspondiente subida en bolsa.


CaixaBank se recuperaba en un 1,18% y Bankia crecía un 1,08%; el BBVA aumentaba su cotización en un 0,60% y Bankinter en un 0,54%. Por su parte, Banco Santander y Banco Sabadell, que empezaban la jornada con pérdidas del 0,60%, alcanzaron valores positivos tras anunciarse la revisión de la sentencia jurídica.

Panorámica de Madrid, España. / Andrea Comas / Reuters

La sentencia publicada el jueves se sumaba a otra serie de decisiones judiciales favorables a los clientes –como la de las cláusulas suelo o las hipotecas multidivisa– y constituía en esa linea una nueva enmienda jurídica a las prácticas de la banca en el ámbito de los contratos hipotecarios de los últimos años.

Además, si se aceptaba el efecto retroactivo de la norma –cosa que el jueves constituía la única duda pendiente de aclarar– se abría la puerta a un significativo reembolso de dinero a las economías familiares suscritas a hipoteca. Dado que el impuesto en cuestión suele suponer entre un 0,5% y un 2% del valor del inmueble, la media de dinero reembolsable se encontraría entre los 2.500 y los 3.000 euros por préstamo.

"Vergüenza ajena": Indignación y críticas


El insólito cambio de postura llevado a cabo por el Supremo ha generado sorpresa y una indignación que no ha tardado en encontrar su reflejo en las redes sociales.

Diversos usuarios han criticado el giro de los jueces y han mostrado su desacuerdo de desde diferentes puntos de vista.

En cualquier caso, será necesario esperar unas semanas para conocer la postura definitiva de la judicatura española ante el pago de este impuesto. Por el momento, lo sucedido este viernes reabre un importante debate sobre las prácticas de la banca en el ámbito inmobiliario y sus implicaciones éticas y sociales.

RT
A continuación Siguiente
No te pierdas Anterior

Comentarios