jueves, 16 de mayo de 2019

ONU: Ataques dejan 10 muertos en campo de refugiados en Siria

Un niño herido gravemente por un ataque lanzado por grupos armados contra campo de refugiados palestinos de Neirab en Siria, 14 de mayo de 2019. (Foto: SANA)

La ONU lamenta la muerte de 10 civiles en un ataque de terroristas contra un campo de refugiados palestinos cerca de la ciudad siria de Alepo.

La Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados de Palestina (UNRWA) ha confirmado en un comunicado emitido hoy jueves que 10 civiles murieron y 30 resultaron heridos en ataques con cohetes lanzado por grupos terroristas el martes por la noche contra el campamento de Neirab, ubicado a trece kilómetros al este de Alepo (noroeste).

La UNRWA ha detallado que la agresión ocurrió cuando la gente se había reunido para romper el ayuno por el sagrado mes de Ramadán, el noveno mes del calendario de la hégira lunar de los musulmanes, que empezó hace casi diez días.

“Entre los muertos hay cuatro niños, el más joven de ellos, de seis años. Varios de los heridos continúan en estado crítico”, se lee en comunicado.

Entre los muertos hay cuatro niños, el más joven de ellos, de seis años. Varios de los heridos continúan en estado crítico”, se lee en comunicado de la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados de Palestina (UNRWA).

La UNRWA se ha mostrado preocupada por la situación de los entre 10 000 y 20 000 refugiados palestinos desplazados en la zona, ante la escalada de tensión en el noroeste de Siria.

En la nota ha deplorado que los refugiados palestinos, entre otros civiles, sean víctimas de los enfrentamientos y ha pedido a todas las partes involucradas en el conflicto que respeten los derechos humanos.

Ante el deterioro de la situación de seguridad en la zona, el organismo ha suspendido las actividades de las seis escuelas que hay en el campamento, lo que afecta a más de 3000 niños.

La agencia siria oficial de noticias SANA anunció el martes que grupos terroristas no identificados del oeste de la provincia de Alepo perpetraron los ataques contra el campo de refugiados de Neirab que alberga a 18 000 personas.

Los ataques de bandas extremistas violan el alto el fuego en las zonas de distensión, creadas por Turquía y Rusia en el norte de Siria para separar las posiciones del Ejército.

Esto ocurre mientras las fuerzas sirias y sus aliados, tras significativos avances contra los grupos extremistas y armados en el centro y el sur de Siria, están preparando una megaoperación para liberar la parte norteña del país árabe de toda presencia terrorista.

hispantv
A continuación Siguiente
No te pierdas Anterior

Comentarios