miércoles, 31 de julio de 2019

Jesuitas chilenos confirman que el fallecido sacerdote Renato Poblete Barth abusó sexualmente de 22 mujeres, incluidas 4 menores

Jesuitas chilenos confirman que el fallecido sacerdote Renato Poblete Barth abusó sexualmente de 22 mujeres, incluidas 4 menores
Imagen ilustrativa Rodrigo Garrido / Reuters

En su informe admitieron que fallaron en "reaccionar con decisión, diligencia y eficacia ante las noticias, informaciones o señales preocupantes" sobre estos casos. 

La Compañía de Jesús en Chile informó este martes que el fallecido sacerdote Renato Poblete Barth abusó sexualmente de 22 mujeres entre 1960 y 2008.

De acuerdo con una investigación difundida hoy por los jesuitas, el excapellán del Hogar de Cristo cometió graves abusos de conciencia, sexuales y de poder en contra de 22 mujeres, según los más de 100 testimonios que recabó el abogado penalista Waldo Bown, de la Universidad de Chile.

De esas 22 víctimas, 16 sufrieron "un abuso sexual consistente" y violento, en el que el excapellán intentó besarlas y tocarlas; dos víctimas mayores de edad mantuvieron una "relación sexual abusiva estable"; y hubo cuatro casos de abuso sexual de menores de 18 años.

"La investigación consideró que todos los testimonios eran plausibles y creíbles y, en algunos casos, pudo corroborar las denuncias con los testimonios de terceras personas u otro tipo de elementos externos que confirmaron los hechos", se lee en el documento.

La Compañía de Jesús documentó que hubo un número significativo de personas, tanto jesuitas como laicos, que tuvieron "alguna información de comportamientos inadecuados" por parte del sacerdote Poblete Barth, fallecido en febrero de 2010. Sin embargo, no se acreditó la existencia de encubrimiento, tal como se establece en el ordenamiento jurídico chileno.
Fallas en reaccionar

Los jesuitas chilenos admitieron que fallaron en "reaccionar con decisión, diligencia y eficacia ante las noticias, informaciones o señales preocupantes" sobre los casos de abuso sexual, pese a que la investigación no encontró ningún caso de algún miembro de la orden religiosa que "haya tomado conocimiento de abuso de menores, violaciones o abortos".

Como parte de las medidas de reparación, la Compañía de Jesús ofreció apoyo económico para los tratamientos terapéuticos de las víctimas que lo solicitaron.

A principios de año, la Fiscalía chilena informó que investigaba 148 casos de presuntos abusos sexuales, con 255 víctimas, cometidos por personas vinculadas a la Iglesia católica.

RT
A continuación Siguiente
No te pierdas Anterior

Comentarios