sábado, 10 de agosto de 2019

Latinos acusan a Trump de alimentar la violencia antinmigrante

Latinos acusan a Trump de alimentar la violencia antinmigrante

Cientos de personas se han manifestado en El Paso (sur de EE.UU.) para rechazar el movimiento de la supremacía blanca y el odio contra la comunidad latina.

La protesta “Marcha por unos Estados Unidos unidos”, organizada por la Liga de Ciudadanos Latinoamericanos Unidos (LULAC, por sus siglas en inglés), se ha realizado este sábado después de que un mortífero tiroteo en El Paso, en el estado de Texas, acabara con la vida de 22 personas y dejara a otras 24 heridas.

Al grito de “reforma de armas ya”, “Fuerza El Paso” y, en español, “aquí estamos y no nos vamos”, los indignados incluían hispanos, blancos y negros vestidos de blanco para simbolizar la paz y portando 22 cruces de madera en representación de las víctimas.

“Es un momento muy trágico y emocionante para nosotros aquí en Estados Unidos y en El Paso. El racismo, la supremacía blanca y el fanatismo no tienen cabida en nuestras comunidades. ¡Ya basta!”, ha expresado Domingo García, presidente de LULAC, la organización hispana más antigua de EE.UU.

El autor de la matanza de El Paso, identificado como Patrick Crusius, confesó el viernes al detective estadounidense Adrián García que el objetivo de su ataque era matar a “mexicanos”.

Es un momento muy trágico y emocionante para nosotros aquí en Estados Unidos y en El Paso. El racismo, la supremacía blanca y el fanatismo no tienen cabida en nuestras comunidades. ¡Ya basta!”, ha expresado Domingo García, presidente de la Liga de Ciudadanos Latinoamericanos Unidos (LULAC, por sus siglas en inglés).

Las autoridades norteamericanas vinculan al tirador con un manifiesto publicado en Internet, que incluye pasajes en los que critica la “invasión hispana” de Texas.

“LULAC considera el tiroteo un ataque terrorista doméstico contra los latinos y culpa al presidente (de EE.UU.) Donald Trump por alimentar deliberadamente la violencia de la supremacía blanca y antinmigrante”, ha señalado la organización en un comunicado.

Voces críticas en el propio EE.UU. afirman que la retórica antinmigración del presidente Trump atiza la violencia racial en su país. Luego de la masacre en El Paso, varios candidatos presidenciales demócratas cargaron contra Trump, acusándolo de alimentar el odio.

A la protesta ha asistido también el candidato demócrata a la Presidencia de Estados Unidos, Beto O'Rourke, quien ha catalogado el tiroteo de “acto de terror violento y racista” y ha elogiado a la comunidad latina por haberse mantenido “unida” tras el asalto.

De los 22 muertos en el tiroteo, 8 eran ciudadanos mexicanos y, por eso, el canciller de México, Marcelo Ebrard, ha dicho que está estudiando pedir la extradición del atacante.

hispantv.
A continuación Siguiente
No te pierdas Anterior

Comentarios