lunes, 23 de septiembre de 2019

Píldora letal: arranca en Francia el macrojuicio por un fármaco para adelgazar acusado de causar más de 2.000 muertes

Píldora letal: arranca en Francia el macrojuicio por un fármaco para adelgazar acusado de causar más de 2.000 muertes
Una caja del fármaco Mediator en una corte cerca de París, el 14 de mayo de 2012. Charles Platiau / Reuters

La farmacéutica francesa Servier y las autoridades sanitarias del país europeo se enfrentan a un histórico proceso penal a causa del medicamento para la diabetes Mediator. 

Una de las mayores farmacéuticas de Francia y el mismo regulador de medicamentos de ese país enfrentan desde este lunes un juicio histórico a causa de una píldora señalada por causar la muerte de centenares de personas durante décadas.

Se trata de Mediator, fármaco patentado y comercializado por la compañía Servier que el Ministerio de Sanidad francés reconoce como probable causante de la muerte de al menos 500 personas, pero que otros estudios vinculan con más de 2.000 fallecimientos.

El medicamento, un derivado de la anfetamina, se vendía a personas con sobrepeso que padecían diabetes tipo 2, pero a menudo se prescribía también para las mujeres sanas como un supresor del apetito cuando querían adelgazar.

Benfluorex, el componente activo de Mediator, provoca que las células sean más sensibles a la insulina, lo que optimiza el uso de esa hormona y permite al organismo regular de mejor forma los niveles sanguíneos de glucosa. Por otra parte, actúa sobre la síntesis de glucógeno en el hígado para reducir la sensación de hambre.

Investigaciones en torno a los misteriosos fallecimientos de pacientes, no obstante, apuntaron a que el benfluorex estaría implicado en la generación de lesiones en válvulas cardiacas e hipertensión arterial pulmonar, peligrosos padecimientos que en casos no fatales provocan un serio debilitamiento de la salud.

Se estima que cerca de 5 millones de personas de unos 140 países fueron sometidas a tratamientos de Mediator —con una duración media de 18 meses— entre 1976 y 2009, año en que la droga fue retirada del mercado. Servier, no obstante, continuó promoviendo su uso pese a que las crecientes denuncias sobre su peligrosidad provocaron el cese de sus ventas en España e Italia en 2003.

En 2011, el ahora fallecido presidente y fundador de la empresa, Jacques Servier, había sido puesto bajo custodia en relación con estas denuncias, y años después los afectados por los efectos del medicamento comenzaron a recibir de la farmacéutica indemnizaciones que para el mes pasado superaban los 130 millones de euros.

Ahora, más de 350 abogados, que representan a más de 2.500 demandantes, se han dado a la tarea de probar en la corte que ese laboratorio "ocultó a sabiendas las verdaderas características del medicamento", de acuerdo con la demanda de 677 páginas citada por Reuters.

En este proceso penal, cuya conclusión se prevé para abril de 2020, los afectados también buscan responsabilizar a la Agencia Nacional de Seguridad del Medicamento (ANSM, por sus siglas en francés) de negligencia y nexos con las compañías farmacéuticas.

La neumóloga Irène Frachon, cuya labor en gran parte impulsó esta demanda, indicó a RFI que el laboratorio contaba con consejeros en la ANSM que velaban por la comercialización del medicamento. "Servier puso en marcha toda una serie de iniciativas para que nadie se diera cuenta de que el Mediator era una anfetamina peligrosa", condenó Frachon, cuyo trabajo inspiró la película 'La doctora de Brest'.

RT
A continuación Siguiente
No te pierdas Anterior

Comentarios