martes, 26 de noviembre de 2019

Más rico que Trump y empeñado en derrotarlo: Bloomberg va a por los votos de los descontentos con el presidente

Más rico que Trump y empeñado en derrotarlo: Bloomberg va a por los votos de los descontentos con el presidente
Michael Bloomberg, Manchester (Nuevo Hampshire, EE.UU.), el 29 de enero de 2019.Brian Snyder / File Photo / Reuters

El fundador de la agencia de noticias financieras es 17 veces más rico que Donald Trump y quiere competir con el actual mandatario por el cargo presidencial como candidato por el Partido Demócrata.

El multimillonario y exalcalde de Nueva York Michael Bloomberg, de 77 años, anunció este domingo que se postula para competir por la presidencia de Estados Unidos en 2020, y el lunes renunció a su cargo de enviado especial de la ONU para la Acción Climática con el fin de dedicarse a la carrera electoral por el Partido Demócrata.

Sin embargo, primero Bloomberg tiene que ganarse los votos en las elecciones primarias de los demócratas, que tendrán lugar el 'supermartes' 3 de marzo en 14 estados simultáneamente para que el partido lo postule como su candidato y, de momento, según las encuestas no goza de mucha popularidad.

Entre los 10 más ricos del mundo


Dueño de su propio medio dedicado a la economía y las finanzas, Bloomberg está entre las 10 personas más ricas del mundo según Forbes, donde ocupa la novena posición con una fortuna de 55.500 millones de dólares, 17 veces mayor que la del actual mandatario estadounidense (3.100 millones), que se sitúa en el puesto número 715.

Nacido en un suburbio de Boston en 1942, comenzó su carrera en un banco de inversiones y luego creó su propia empresa para proporcionar a los corredores de bolsa noticias relevantes con la máxima rapidez. Hoy en día la agencia de noticias Bloomberg es uno de los medios más conocidos del mundo que se ha ganado un lugar entre otros gigantes del periodismo de investigación.
Tras los votos de los descontentos con Trump

Durante muchos años Bloomberg fue miembro del Partido Demócrata, pero en 2001 se convirtió en alcalde de Nueva York como republicano, siendo reelegido para un segundo mandato en 2005. Solo en 2008, en medio de una crisis financiera global, decidió postularse como candidato independiente, y en aquel entonces también ganó gracias a su amplia experiencia y políticas implementadas durante los primeros mandatos, que tuvieron éxito entre los neoyorquinos.

Ahora espera lograr los votos tanto de los demócratas, como de los propios republicanos que no están contentos con la presidencia de Donald Trump, algo en lo que se basa su estrategia actual. "Me postulo a la presidencia para derrotar a Donald Trump y reconstruir EE.UU.", resumió en su cuenta de Twitter, haciendo eco de su "experiencia única en los negocios, en el Gobierno y en la filantropía".

La dualidad de los partidos en los que se enfoca Bloomberg en su ambicioso objetivo de unirse para hacer frente al actual presidente está reflejada incluso en el diseño de su campaña. Así, la mitad de '2020' de su logotipo es azul —el color de los demócratas— mientras que la otra mitad es de color rojo, típico de los republicanos.


Joshua Roberts / Reuters
Según Bloomberg, Trump "representa una amenaza existencial" para todo el país y los valores de la nación, y si vuelve a ganar las presidenciales, puede que EE.UU. "no se recupere nunca de los perjuicios" tras las acciones "imprudentes y desprovistos de ética".

Por su parte, el actual presidente estadounidense no duda que "el pequeño Michael fracasará" por tener "asuntos realmente graves", "algunos problemas personales" y "muchos otros", pero destaca a Bloomberg como su potencial rival favorito. "No hay nadie contra quien preferiría competir que el pequeño Michael", señaló.

Trump contra ¿quién?


La postulación por el Partido Demócrata puede ser un reto para Bloomberg, quien de acuerdo con las recientes encuestas gozaría de tan solo un 4 % de los votos, cediendo el paso a otros demócratas como Joe Biden, con un 31 % de los votos, Bernie Sanders (20 %), Elizabeth Warren (18 %), Pete Buttigieg y Kamala Harris. Pese a que no figura como favorito en las encuestas, analistas y el propio Donald Tump estiman que podría dificultar las cosas para otros demócratas, ante todo para Joe Biden.

Sanders criticó a Bloomberg por los enormes gastos en la campaña electoral —35 millones de dólares— que superan considerablemente los presupuestos de campaña de otros candidatos, prácticamente comparando al empresario con Trump. "Me repugna la idea de que Michael Bloomberg o cualquier otro multimillonario piensa que pueden eludir el proceso político y gastar decenas de millones de dólares para comprar las elecciones. Si no puedes lograr el apoyo sobre el terreno para tu candidatura, no te conviene presentarte como candidato a la presidencia", escribió en Twitter.

Como Bloomberg tomó la decisión de postularse para las presidenciales bastante tarde, un año después de que lo hiciera Elizabeth Warren, considerada una de los favoritos, ya pasaron cinco rondas de debates preelectorales y, por lo visto, el multimillonario no participará en las que quedan, en gran parte porque formalmente las reglas exigen cierta cantidad de financiamiento externo, mientras que Bloomberg quiere gastar únicamente sus propios recursos en su campaña.

Además, según recoge Politico, Bloomberg tampoco va a participar en las primarias en los primeros cuatro estados, donde la votación empezará antes para centrarse en el 'supermartes' 3 de marzo.

A su baja popularidad en comparación con otros cinco candidatos demócratas contribuye su apoyo activo a la polémica práctica de la Policía de 'detener y cachear' a cualquier transeúnte que le parezca sospechoso cuando aún era alcalde, medida que conllevó acusaciones de racismo porque el 90 % de los demorados eran afroamericanos o latinos. En ese sentido, Bloomberg admitió previamente este mes que estaba equivocado y pidió perdón.

También le recuerdan otros momentos de su pasado, en concreto, la frase "Si las mujeres quisieran que las apreciaran por su cerebro, irían a la biblioteca en vez del Bloomingdale [una red de centros comerciales de lujo]" y una broma de que la terminal Bloomberg para el monitoreo y análisis de los mercados financieros en tiempo real podría "hacerlo todo", incluido el sexo oral. Al respecto, le atribuyen el siguiente comentario dirigido a las mujeres: "Supongo que esto deja a muchas de vosotras fuera del negocio".

Bloomberg News no investigará a Mike Bloomberg ni a otros demócratas


Otro punto que llama la atención es una directriz enviada a los redactores y al equipo de investigación de Bloomberg News, a la que obtuvo acceso CNBC, en la que se afirma que el medio seguirá con su "tradición de no investigar a Mike (y su familia y la fundación)" y aplicará el mismo principio a sus rivales demócratas en las primarias.

"No podemos tratar a los competidores de Mike de manera diferente a la que lo tratamos a él", señaló el editor en jefe de Bloomberg, John Micklethwait, en aquella nota, detallando que el medio no se abstendrá de publicar o resumir las investigaciones sobre su fundador y otros candidatos demócratas si estas provienen de "instituciones periodísticas fiables".

También indicó que Bloomberg News cubrirá las campañas de los aspirantes demócratas a la presidencia de EE.UU., incluida la del propio Bloomberg, y hará entrevistas y encuestas.

RT
A continuación Siguiente
No te pierdas Anterior

Comentarios