domingo, 5 de abril de 2020

Astrónomos descubren dos enanas blancas que orbitan entre sí cada 20 minutos

Astrónomos descubren dos enanas blancas que orbitan entre sí cada 20 minutos
Representación artística de la primera fuente gravitacional confirmada procedente de una enana blanca de doble núcleo de helio.M. Weiss

Este sistema recién descubierto tiene el tercer período más corto conocido de todos los binarios separados y se considera un importante objetivo para la observación futura de ondas gravitacionales.

Un grupo de científicos del Centro de Astrofísica Harvard & Smithsonian han detectado la primera fuente de ondas gravitacionales. Se trata de un sistema binario compuesto por dos enanas blancas con núcleo de helio que orbitan entre sí cada 1.201 segundos, o poco más de 20 minutos.

El sistema, conocido como J2322 + 0509, tiene el tercer período más corto conocido de todos los binarios separados y se considera un objetivo importante para la observación futura de ondas gravitacionales, según se desprende del estudio publicado en la revista The Astrophysical Journal Letters.

"Las teorías predicen que hay muchos binarios enanos blancos de doble núcleo de helio", afirmó Warren Brown el autor principal de la investigación, en un comunicado. "Esta detección proporciona un ancla para esos modelos y para realizar experimentos futuros para que podamos encontrar más de estas estrellas y determinar sus números reales".

Las estrellas fueron encontradas gracias a las observaciones de seguimiento de la sonda espacial Gaia de la Agencia Espacial Europea (ESA), que se está utilizando para armar el mapa más completo de las estrellas en la Vía Láctea. A diferencia de muchos otros binarios descubiertos, las enanas blancas no pasan una frente a la otra.

De acuerdo con Brown, los binarios que podrían ser los más difíciles de detectar son en realidad pueden ser las fuentes más fuertes de ondas gravitacionales".

Las ondas gravitacionales de estos objetos eventualmente causarán la desaparición del sistema, según los astrónomos. Con cada emisión, las dos enanas blancas pierden un poco de energía, orbitando cada vez más cerca. En unos 6 o 7 millones de años, la pareja habrá perdido tanta energía que colisionarán, fusionándose en una enana blanca más masiva.

RT
A continuación Siguiente
No te pierdas Anterior

Comentarios