miércoles, 1 de abril de 2020

Prohíben a Bolsonaro hacer campañas contrarias al aislamiento social porque causarían un "daño irreparable"

Un hombre carga bolsas de comida en Belo Horizonte, Brasil, el 31 de marzo de 2020.Washington Alves / Reuters

Una pieza audiovisual que fue publicada y borrada de las redes gubernamentales afirmaba que incluso los contagiados con coronavirus no podían parar.

El ministro del Supremo Tribunal Federal de Brasil, Luis Roberto Barroso, prohibió cautelarmente la circulación de campañas que sugieran a la población que debe romper el aislamiento social o que "minimicen la gravedad de la pandemia" porque podrían causar un "daño irreparable".

Barroso pidió vetar la producción y circulación, por cualquier medio, de publicidad donde le pidan a los brasileños que retomen sus actividades cotidianas basado en los principios constitucionales de derecho a la vida, a la salud y a la información. Se trata de una medida cautelar que será sometida a referendo ante la plenaria del máximo tribunal.

Previamente, la Confederación Nacional de Trabajadores Metalúrgicos y el partido Red Sustentabilidad habían solicitado al Supremo que se eliminara la campaña gubernamental 'Brasil no puede parar', que fue difundida inicialmente en la cuenta de Instagram del Gobierno y posteriormente se hizo viral en las redes.


'Brasil no puede parar'


La pieza audiovisual 'Brasil no puede parar', que ya fue borrada de las redes gubernamentales, según el ministro del máximo tribunal, promueve ideas relacionadas con "información falsa" al sugerir que el coronavirus "no ofrece riesgo real y grave para la población, lo que genera desinformación e incita a los brasileños a un comportamiento que podría generar grave contagio y salud comprometida".

En el video, donde se presentan una serie de imágenes de trabajadores del sector formal e informal, se afirma que incluso para los enfermos con coronavirus "Brasil no puede parar".

Este tipo de publicidad, según Barroso, "presenta los requisitos de peligro de daños irreparables o de reparación difícil", debido a la dificultad de controlar la circulación del video en las redes sociales y las aplicaciones de mensajería.

Presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, con simpatizantes durante protesta en contra del Congreso y del Supremo, en Brasilia, Brasil, el 15 de marzo 2020.Adriano Machado / Reuters

El ministro del Supremo destacó que las medidas de aislamiento social, de prohibición de aglomeraciones y de reducción del tráfico de personas es "una opinión unánime de la comunidad científica", basada en las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud, y acatadas en el país suramericano por el Ministerio de Salud, el Consejo Federal de Medicina y la Sociedad Brasileña de Infectología.

Del mismo modo, cuestiona el uso de recursos públicos para la elaboración de campañas que no están asociadas a los intereses de "salvar vidas, de proteger la salud y de preservar el orden y funcionamiento del sistema de salud". Para esta pieza audiovisual se gastaron unos 760.000 dólares, sin licitación, según Época.

A pesar de que el Gobierno negó en un comunicado que haya desarrollado esa campaña, el mandatario brasileño, Jair Bolsonaro, ha insistido en varias oportunidades que "Brasil y la economía no pueden parar". Además, ha restado importancia al coronavirus, al que ha tildado de "gripecita", y ha incumplido las medidas de cuarentena que le fueron impuestas luego de que un grupo de funcionarios de su equipo resultara positivo por covid-19.

Hasta ahora, 201 personas han fallecido por causa del coronavirus en Brasil y 5.717 han sido registradas como infectadas. Se trata del país con mayor número de casos en Suramérica.

RT
A continuación Siguiente
No te pierdas Anterior

Comentarios