martes, 21 de abril de 2020

Rusia refuta acusaciones de EEUU sobre “peligrosa” maniobra aérea

Rusia refuta acusaciones de EEUU sobre “peligrosa” maniobra aérea
El canciller ruso, Serguéi Lavrov, habla en Ginebra, Suiza, 15 de abril de 2020. (Foto: Reuters)

El canciller ruso, Serguéi Lavrov, tilda de “infundadas” las acusaciones de EE.UU. contra Rusia respecto a haber violado el Tratado de Cielos Abiertos.

La semana pasada, la Marina de EE.UU. aseveró en un comunicado que un avión de combate ruso Su-35 realizó una “peligrosa” maniobra de alta velocidad frente a un avión de reconocimiento P-8 Poseidon de la Armada estadounidense y, de este modo, violó el Tratado de Cielos Abiertos.

En este contexto, el ministro ruso de Relaciones Exteriores ha declarado este martes que tales acusaciones de EE.UU. contra Rusia son “infundadas”, agregando que Washington ya había tomado la decisión de retirarse del referido acuerdo.

“Los expertos que supervisan la situación creen que Washington ya ha tomado la decisión. Estamos sacando básicamente las mismas conclusiones basadas en nuestros contactos con los estadounidenses, con otros Estados miembros de la OTAN (Organización del Tratado del Atlántico Norte) y con otras partes en el Tratado de Cielos Abiertos”, ha expresado Lavrov.

Asimismo, ha agregado que la reacción del país euroasiático a la “decisión planeada, potencial o posible” de EE.UU. dependerá de cómo se formule tal decisión y de lo que signifique exactamente.

“Sin duda alguna tendremos que ver si algún aliado de la OTAN seguirá a Washington”, ha añadido Lavrov.

El pasado marzo, la Cancillería rusa también manifestó su preocupación de que el país norteamericano intente utilizar el Tratado de Cielos Abiertos con fines políticos internos, destacando que Rusia considera este documento un mecanismo significativo para garantizar la seguridad europea y la transparencia en el ámbito militar.

El Tratado de Cielos Abiertos, que fue rubricado el 24 de marzo de 1992 en Helsinki (Finlandia), tiene como integrantes a la mayoría de los países miembros de la OTAN y autoriza a observadores militares obtener imágenes de movimientos de tropas y buques en un vasto territorio, desde la ciudad canadiense de Vancouver hasta el puerto de Vladivostok, en el Lejano Oriente ruso. El documento cuenta actualmente con 34 signatarios.

Rusia, al mismo tiempo que siempre deja en claro que no desea implicarse en una nueva carrera armamentista, ha avisado en varias ocasiones que adoptará una serie de medidas de represalia, incluidas militares, si Washington continúa retirándose unilateralmente de los acuerdos bilaterales que ha suscrito.

hispantv
A continuación Siguiente
No te pierdas Anterior

Comentarios