sábado, 6 de junio de 2020

Un petrolero de Chevron sancionado por negocios con Venezuela

Un petrolero de Chevron sancionado por negocios con Venezuela
Logo de la empresa estadounidense Chevron.

Un petrolero de la empresa estadounidense Chevron se ha visto enredado en las sanciones de EE.UU. por violar las restricciones a los negocios con Venezuela.

Según informó el viernes la agencia de noticias británica Reuters, el buque petrolero Sea Hero, fletado por la compañía Chevron, fue sancionado el pasado martes por el Departamento del Tesoro estadounidense por transportar crudo venezolano en febrero.

Adamant Maritime Ltd., propietaria del Sea Hero, es una de las empresas incluidas la semana pasada en la lista de sanciones de EE.UU.

Los datos de seguimiento de tráfico marítimo muestran que el buque navega actualmente con destino a Asia, tras una parada reciente en Trinidad y Tobago.

Por su parte, el portavoz de Chevron, Ray Fohr, explicó que el tanquero sancionado “está realizando un viaje no relacionado con Venezuela”. “Estamos trabajando con las agencias gubernamentales apropiadas para garantizar el cumplimiento de las leyes y regulaciones estadounidenses”, explicó.

El Departamento del Tesoro, además de a Adamant Maritime, sancionó a otras tres compañías (Afranav Maritime LTD, Seacomber LTD y Sanibel Shiptrade LTD) por transportar crudo venezolano. Se trata de medidas para presionar al Gobierno del presidente legítimo de Venezuela, Nicolás Maduro.

Estados Unidos, según el medio británico, también está considerando sancionar a más de 40 barcos petroleros extranjeros por comerciar con Venezuela. Los buques que podrían verse afectados son 25 supertanqueros, con capacidad de transportar un máximo de 2 millones de barriles de crudo, y 17 barcos menores.

La Administración estadounidense, presidida por Donald Trump, con su política de sanciones al sector petrolero venezolano y sus amenazas y medidas de coacción a los países que compran crudo a Venezuela y abastecen sus refinerías, está exponiendo a Caracas a la asfixia económica.

Ante tal situación, Irán envió a Venezuela cinco buques cisterna con cerca de 1,53 millones de barriles de gasolina y aditivos para paliar la gran escasez de combustible que sufre la nación sudamericana. Los petroleros llegaron a Venezuela uno tras otro sin que EE.UU. hiciera nada para evitarlo, pese a haber amenazado con intervenir si la República Islámica de Irán entregaba combustible al país sudamericano.

hispantv
A continuación Siguiente
No te pierdas Anterior

Comentarios