domingo, 19 de julio de 2020

El jefe de Operaciones Navales de EE.UU. dice que el futuro del buque de asalto incendiado sigue siendo incierto

El jefe de Operaciones Navales de EE.UU. dice que el futuro del buque de asalto incendiado sigue siendo incierto
Un helicóptero combate un incendio a bordo del USS Bonhomme Richard en la Base Naval de San Diego, 14 de julio de 2020.US Navy / Jason Waite / AP

La Marina estadounidense promete realizar una investigación exhaustiva del fuego y sus causas. 

El jefe de operaciones navales de la Marina estadounidense, Mike Gilday, afirmó que el reciente incendio del buque de asalto anfibio USS Bonhomme Richard (LHD 6) provocó extensos daños estructurales, eléctricos y mecánicos en la embarcación, y prometió una investigación exhaustiva del incidente, recoge The Washington Post.

El almirante confesó que "el daño es extenso" y que el futuro del barco sigue siendo incierto. "Estoy al 100 % seguro de que nuestra industria de defensa puede devolver este barco al mar, pero una vez dicho esto, la pregunta es si deberíamos hacer esa inversión en un barco de 22 años", dijo Gilday. Analistas de defensa calculan que, si el buque no se repara, reemplazarlo podría costarle a la Marina hasta 4.000 millones de dólares.

El incendio a bordo del buque de asalto anfibio USS Bonhomme Richard (LHD-6), que estaba atracado para trabajos de mantenimiento en su puerto de origen en la Base Naval de San Diego (California), no pudo extinguirse hasta este jueves, después de cuatro días de arduos trabajos.

La dificultad para combatir las llamas se agravó porque andamios, equipos de mantenimiento y escombros obstaculizaban el paso de los bomberos. Solo unos 160 de los 1.000 tripulantes habituales estaban a bordo del USS Bonhomme Richard cuando estalló el incendio, que posteriormente se extendió por toda la nave. Más de 60 marineros y civiles fueron atendidos por lesiones menores.

Gilday dijo que, para los marineros desplegados en el USS Bonhomme Richard, ver el barco ennegrecido ha sido "un gran golpe" parecido al de perder su hogar. "Para cada uno de ellos, es una pérdida personal", agregó.

El miniportaviones


El USS Bonhomme Richard, que entró en servicio en 1998, está en la mitad de su vida útil esperada. Su reparación llevaría meses y costaría cientos de millones de dólares, dijeron oficiales de la Armada estadounidense. En cambio, si se opta por el desmantelamiento, el impacto en las operaciones de la Armada sería muy grande, ya que llevaría años construir un reemplazo.

Asimismo, el buque es uno de los pocos que permite el despegue desde su cubierta de los cazas de quinta generación F-35 Joint Strike Fighter, gracias a lo cual el USS Bonhomme Richard puede operar como un miniportaviones.

RT
A continuación Siguiente
No te pierdas Anterior

Comentarios