miércoles, 8 de julio de 2020

"No está comprobado": Alto general de EE.UU. pone en duda la inteligencia sobre la supuesta conspiración entre Rusia y los talibanes

"No está comprobado": Alto general de EE.UU. pone en duda la inteligencia sobre la supuesta conspiración entre Rusia y los talibanes
Kenneth McKenzie, jefe del Mando Central de EE.UU.Yuri Gripas / Reuters

El jefe del Mando Central de EE.UU. señaló que no hay suficiente base de evidencia "como para llevar el caso a un tribunal de justicia".

Un destacado general estadounidense en Medio Oriente ha puesto en duda la historia sobre supuestos pagos realizados por Rusia a milicianos vinculados con los talibanes para que atacaran a las tropas estadounidenses en Afganistán, calificando dichos informes de inteligencia como "preocupantes", informa ABC News.

"Me pareció muy preocupante, simplemente no encontré un vínculo causal allí", aseveró Kenneth McKenzie, jefe del Mando Central de EE.UU. ante los reporteros. "Este caso de inteligencia no está comprobado".

En ese sentido, el general señaló que no hay suficiente base de evidencia "como para llevarlo a un tribunal de justicia". Agregó que los expertos de Inteligencia "continúan investigando el caso en este momento", pero no hay lo suficiente para asumir que "el círculo se cerró".

¿Otra historia inventada?


A finales de junio, The New York Times publicó un controvertido artículo que alegaba, citando fuentes anónimas de inteligencia, que el Kremlin había ofrecido una recompensa a los militantes talibanes para que asesinaran a soldados de la coalición en Afganistán. Además, la nota afirmó que el presidente Donald Trump habría sido informado a finales de marzo sobre el asunto y la Casa Blanca habría estado deliberando durante meses sobre cómo responder a esta información.

Tanto el propio mandatario norteamericano, como los miembros de la Administración Trump y la comunidad de inteligencia de EE.UU. han desmentido los informes. Trump aseveró que se trata de "otra historia inventada" por las noticias falsas que se cuenta solo para dañarle a él y al Partido Republicano.

Por su parte, la Cancillería rusa calificó la publicación de The New York Times de noticia falsa "poco sofisticada" que pone en duda las "habilidades intelectuales de los propagandistas de la Inteligencia de Estados Unidos".
"Fuentes anónimas que confirman lo que dijeron otras fuentes anónimas"

Por su parte, el histórico militar Joseph V. Micallef apuntó en una nota para el portal Military.com que mientras esta historia sigue evolucionando, también "se está volviendo cada vez más inverosímil".

"Primero, ha habido una corriente de fuentes anónimas que confirma lo que dijeron las otras fuentes anónimas anteriores. No estoy seguro de que las fuentes anónimas que confirman lo que dijeron otras fuentes anónimas realmente prueben nada", destacó el experto.

Según Micallef, estas fuentes incluyeron exmiembros de los talibanes, así como personal de Inteligencia y del Ejército, "todos los cuales no tienen nombre".

"Dado que el conocimiento de las recompensas rusas estaba supuestamente extendido, es notable queni una sola persona en cualquier parte del mundo con conocimiento directo de este programa esté dispuesta a constar la historia", subrayó el histórico.

RT
A continuación Siguiente
No te pierdas Anterior

Comentarios