martes, 18 de agosto de 2020

Oumuamua sigue enfrentando a los astrónomos: Descartan la última teoría sobre el enigmático asteroide

Oumuamua sigue enfrentando a los astrónomos: Descartan la última teoría sobre el enigmático asteroide
Recreación artística de Oumuamua.ESO/M. Kornmesser

Científicos de EE.UU. y Corea del Sur creen que el primer objeto interestelar llegado a nuestro sistema no estaría formado por hielo de hidrógeno molecular.

La controvertida naturaleza del enigmático asteroide Oumuamua, el primer objeto interestelar conocido de nuestro sistema solar, vuelve a quedar envuelta en sombras tras la publicación este lunes de una nota por un equipo de investigadores del centro de astrofísica Harvard-Smithsonian (EE.UU.) y del Instituto surcoreano de Astronomía y Ciencia Espacial, que descarta una de las teorías principales sobre su origen.

El estudio más reciente, realizado este año por dos científicos estadounidenses, sugería que este extraño objeto interestelar —que tiene forma alargada de cigarro y una aceleración no gravitatoria— podría ser un iceberg de hidrógeno molecular. Según los investigadores, la aceleración observada en Oumuamua podría explicarse por la evaporación del hidrógeno de su superficie debido al calentamiento causado por la luz solar.

La teoría se perfilaba como un gran avance para la comprensión del origen del misterioso objeto, pero el comunicado subido este lunes en el sitio del centro de astrofísica Harvard-Smithsonian echa por tierra la explicación. Hasta ahora, la comunidad científica pensaba que el punto de origen más probable de un iceberg de hidrógeno sería una nube molecular densa, en particular la nube W51, ubicada a unos 17.000 años luz, que es una de las más cercanas a la Tierra.

Sin embargo, los autores del comunicado señalan que un iceberg de hidrógeno no podría haber sobrevivido a un viaje tan largo, probablemente de "cientos de millones de años", para llegar desde el espacio interestelar hasta nuestro sistema solar, pues un objeto basado en el hidrógeno se evaporaría "demasiado rápido".

Otro misterio que rodea a la roca tiene que ver con su tamaño, ya que los objetos sólidos suelen crecer gracias a las colisiones de polvo cósmico, aunque "en regiones con alta densidad de gas el calentamiento por colisiones puede sublimar rápidamente el manto de hidrógeno en los granos de polvo, evitando que crezcan más", indicó el doctor Thiem Hoang, autor principal del trabajo.

"Este objeto es misterioso y difícil de entender porque exhibe propiedades peculiares que nunca hemos visto en los cometas y asteroides en nuestro sistema solar", agrega el científico.

Oumuamua (que significa 'primer mensajero', en hawaiano) fue avistado por primera vez en Hawái en 2017 y, en un primer momento, fue clasificado como un asteroide. Estudios posteriores mostraron que las propiedades de la roca se parecían más a las de los cometas, si bien el origen del extraño objeto interestelar es aún desconocido.

Los investigadores esperan aprender más sobre objetos como Oumuamua con la ayuda del Observatorio Vera C. Rubin que se espera que empiece a operar el próximo año. "Todos esperaremos a ver qué encontrará", concluyó Hoang.

RT
A continuación Siguiente
No te pierdas Anterior

Comentarios