miércoles, 23 de septiembre de 2020

Pentágono gastó fondos de lucha contra COVID-19 en armas

El secretario de Defensa de EE.UU., Mark Esper, durante una rueda de prensa del Pentágono en Washington, la capital, 14 de enero de 2020, (Foto: AFP)


Documentos prueban que el Departamento de Defensa de EE.UU. (el Pentágono) utilizó el fondo para combatir la pandemia en la compra de equipamiento militar.

Un nuevo informe del rotativo estadounidense The Washington Post publicado el martes reveló que el Pentágono desvió una buena parte de 1000 millones de dólares de fondos asignados para aumentar los suministros de insumos médicos del país en la lucha contra el nuevo coronavirus, causante de la COVID-19, a fin de redirigirlo a la fabricación de equipos militares en el Ejército.

Según el diario, los fondos eran parte de la llamada “ley Care” que habilitó el dinero para adquirir o fabricar material para protección y para prevenir la extensión de la pandemia.

Sin embargo, casi inmediatamente, el Departamento de Defensa que encabeza Mark Esper (el secretario de Defensa de EE.UU.), comenzó a dedicar esos fondos a las deficiencias que consideraba que se tenía en el rubro de equipamiento bélico, como partes de motores de aviones, indumentaria y uniformes, añadió el informe.

De acuerdo con Washington Post, unos 183 millones de dólares se adjudicaron al fabricante de motores de aviación Rolls Royce y a ArcelorMittal, indispensable para mantener la industria naval militar y sus astilleros.

A esto se suma decenas de millones de dólares a satélites, drones o tecnología de vigilancia espacial; 80 millones se adjudicaron a una empresa aeronáutica de Kansas que estaba en problemas por los fallos del Boeing 737 Max y la falta de demanda de transporte aéreo.

Asimismo, se destinaron 75 millones de dólares a subsidiarias de General Electric y se aprobaron gastos por partidas relativamente pequeñas, como 2 millones de dólares que se destinaron a telas para uniformes.

Los funcionarios del Pentágono por su parte, responden que han sido totalmente transparentes tanto con los demócratas como con los republicanos en el Congreso sobre sus planes para el dinero. No obstante, los legisladores demócratas han pedido abrir una investigación sobre unos gastos que consideran totalmente “inaceptables”.

Según los datos de la universidad Johns Hopkins, Estados Unidos es, por amplia diferencia, el país más afectado por la pandemia en todo el mundo, al reportar más de 7 097 937 millones de contagios y 205 471 muertes.

hispantv

A continuación Siguiente
No te pierdas Anterior

Comentarios