jueves, 10 de septiembre de 2020

Una dentista advierte de una "epidemia de dientes rotos" por la pandemia de coronavirus

Una dentista advierte de una "epidemia de dientes rotos" por la pandemia de coronavirus
Imagen ilustrativapixabay.com

Altos niveles de estrés y el trabajo desde casa podrían ser los motivos por los que más personas presentan este tipo de problemas bucales.

La prostodoncista estadounidense, Tammy Chen, en un artículo para The New York Times afirma que desde que hace unas seis semanas abrió su consulta tras el cierre por la pandemia ha visto "más fracturas de dientes que en los últimos seis años". La doctora ha comparado la cantidad de casos con una "epidemia de dientes rotos" y afirma que son producto de la pandemia de coronavirus.
Demasiado estrés

Al pasar más tiempo en casa y bajo la influencia de un entorno informativo de carácter catastrófico, las personas empiezan a tener ansiedad y pesadillas, lo que les lleva a apretar y rechinar los dientes tanto al dormir como despiertos.

Por otra parte, la estancia prolongada en casa agrava los problemas de insomnio en las personas que lo tienden a sufrir y esta falta de sueño les causa aún más ansiedad y el sistema nervioso simpático se vuelve hiperactivo. Este estado impulsa una respuesta de la llamada 'lucha o huida' en el cuerpo.

"Piense en un gladiador que se prepara para la batalla: aprieta los puños, aprieta la mandíbula. Debido al estrés del coronavirus, el cuerpo permanece en un estado de excitación listo para la batalla, en lugar de descansar y recargarse. Toda esa tensión va directa a los dientes", afirma la dentista.
Trabajo desde casa

Otra posible causa, según Chen, es que la pandemia de coronavirus ha obligado a que un número considerable de personas trabaje a distancia y la mayoría de ellas no tiene un lugar en condiciones: muchas están con la computadora en la mesa de la cocina o en un sofá, encorvados y mal posicionados.

"Si se pregunta por qué un dentista se preocupa por la ergonomía, la simple verdad es que los nervios de los músculos del cuello y los hombros conducen a la articulación temporomandibular, o ATM, que conecta la mandíbula con el cráneo. Una mala postura durante el día puede traducirse en un problema de rechinamiento durante la noche", explica Chen. Conducta que daña los dientes causando su rotura en algunos casos.


RT
A continuación Siguiente
No te pierdas Anterior

Comentarios