lunes, 9 de noviembre de 2020

Expertos aseguran que los temores por la nueva mutación del coronavirus en visones pueden ser exagerados

Visones en la granja de Henrik Nordgaard Hansen y Ann-Mona Kulsoe Larsen cerca de Naestved, Dinamarca, 6 de noviembre de 2020.Ritzau Scanpix/Mads Claus Rasmussen / Reuters


Ya son seis los países que han informado de casos de coronavirus mutados en visones de granjas peleteras.

Durante la última semana, Dinamarca ha recibido atención del todo el mundo debido a una variante del virus responsable del covid-19 detectada entre la población de visones del país, que causó temores de que podría elevar la transmisión de la enfermedad por coronavirus a un nuevo y peligroso nivel.

Sin embargo, esta mutación del SARS-CoV-2 podría no ser un motivo para estar profundamente preocupado, según aseguraron varios expertos al sitio de noticias Stat News.

Así, Carl Bergstrom, especialista en enfermedades infecciosas emergentes de la Universidad de Washington en Seattle, sostuvo que, si bien la nueva cepa rastreada en granjas peleteras "toca todos los botones de miedo" y debe ser monitoreada, "es poco probable que sea capaz de infectar a los humanos con mayor eficacia que el virus responsable de la pandemia.

Por su parte, Francois Balloux, profesor del University College de Londres, aseveró que es poco probable que una "cepa que se adapte al visón represente un mayor riesgo para los humanos". Sin embargo, "nunca podemos descartar nada, pero, en principio, no debería. Definitivamente no debería aumentar la transmisión. No veo ninguna buena razón por la que deba hacer que el virus sea más severo", puntualizó. 


Nueva variante del coronavirus


La primera ministra de Dinamarca, Mette Frederiksen, advirtió el pasado 4 de noviembre sobre el hallazgo en granjas de visones del país de una mutación del coronavirus que podría "tener consecuencias devastadoras globalmente" al socavar el efecto de las vacunas contra el covid-19, puesto que podría debilitar la capacidad del organismo de desarrollar anticuerpos frente a la enfermedad.

El mes pasado, Dinamarca, uno de los mayores exportadores de piel de visón del mundo, empezó a sacrificar a estos animales. Desde entonces, el número de granjas infectadas en su territorio aumentó de 41 a 207.

Para prevenir la propagación de la nueva versión del SARS-CoV-2, las autoridades danesas tomaron finalmente la decisión de sacrificar a toda la población de visones criados en el país, unos 15 millones de ejemplares.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), las observaciones iniciales sugieren que la gravedad y la transmisión de esta variante del virus, denominada 'del grupo 5', son similares a otras versiones del SARS-CoV-2 que circulan actualmente en el mundo. No obstante, contiene una combinación de mutaciones que no se habían observado previamente.

Asimismo, la OMS indicó este viernes que ya son seis los países que han informado de casos de coronavirus mutados en visones: Dinamarca, España, EE.UU., Italia, Países Bajos y Suecia, y aconsejó seguir profundizando en los estudios virológicos para comprender las mutaciones específicas de esta variante del virus, compartir los resultados de las investigaciones con equipos de especialistas de todo el mundo y mejorar la vigilancia sanitaria en los sitios de contacto entre animales y humanos, en particular fortaleciendo las medidas de bioseguridad en las explotaciones.

RT

A continuación Siguiente
No te pierdas Anterior

Comentarios