domingo, 22 de noviembre de 2020

Una niña cristiana de 14 años de Pakistán que huyó de su matrimonio forzado con un musulmán 30 años mayor pide asilo en el Reino Unido

Imagen ilustrativa / Novias durante una ceremonia de boda multitudinaria en Peshawar (Pakistán).Fayaz Aziz / Reuters

Maira Shahbaz está acusada de apostasía por romper el matrimonio y está siendo perseguida por escuadrones de la muerte islamistas de Pakistán.

Una niña cristiana de 14 años que está siendo perseguida por escuadrones de la muerte islamistas de Pakistán tras huir de su matrimonio forzado con un musulmán 30 años mayor que ella, pidió asilo al primer ministro británico, Boris Johnson, según informó este sábado el periódico Daily Mail.

"Estoy muy asustada por las amenazas a mi vida y a las de mi familia. Por favor, protéjame": así se dirigió a Johnson la católica Maira Shahbaz, que actualmente vive oculta tras ser acusada de apostasía por romper el matrimonio.

Shahbaz dice que fue secuestrada a punta de pistola el pasado 28 de abril y mantenida prisionera en un sótano. De acuerdo con la víctima, sus captores la drogaron y violaron antes de obligarla a convertirse al islam para casarse con Mohamad Nakash Tariq, un barbero de 45 años que vivía cerca de su familia en la ciudad de Faisalabad. El hombre niega las acusaciones.

Shahbaz huyó de su marido en agosto, cinco días después de que el Tribunal Superior de Lahore dictaminara que la niña se convirtió voluntariamente al islam y voluntariamente se casó con Tariq.

La decisión del tribunal provocó protestas en Pakistán, donde alrededor de 1.000 niñas cristianas e hindúes son secuestradas cada año y obligadas a convertirse al islam, según los datos de grupos de derechos humanos.

Entre tanto, más de 9.000 personas firmaron una petición que pide a Johnson que conceda asilo a la joven y su familia en el Reino Unido para salvarla de una "muerte segura".

"Maira es consciente de que, si su secuestrador descubre dónde está, la secuestrarán y la matarán. Hombres peligrosos han estado llamando a su casa y a las casas de sus vecinos para tratar de averiguar dónde se encuentra la familia", señaló Sajid Christopher, un activista de derechos humanos de Lahore.

RT
A continuación Siguiente
No te pierdas Anterior

Comentarios